miércoles, 26 de enero de 2011

Ya no queda nada.


Ya no queda nada de esa Niña Buena y llena de Bondad que conociste el día de San Isidro.

Ya no queda nada porque rompiste sus muñecas, le robaste el pintalabios y rajaste sus vestidos bonitos.

Le robaste la lencería.

Y ahora aunque la sonrisa sea la misma, la mirada siga deslumbrando.

Algo en ella ha cambiado.


El miedo a.

A desaparecido.

Y las ideas se retuercen en su cerebro...

Y solo piensa en...



Tocar el cielo.


Y de que forma...uff...de que forma...

1 comentario:

Kalle Eremit dijo...

Ánimo ;) escribir siempre te ayudará a acariciar las nubes al menos... 1 besillo