miércoles, 17 de noviembre de 2010

Lo Bueno se hace esperar...









Y mientras tanto me das besos de Trufa.
Nunca imaginé una situación igual.
Aunque siempre supe de esa mezcla de amargo y dulce
y reconozco que me gusta, que me enloquece,
que termina por mojarme el cuerpo.
Pero lo bueno se hace esperar;
no puedo decir que no sea una Morbosa.
Y que provocarte pueda llegar a ser adictivo.
Me encanta cuando me perfilas,
y yo no quiero dejar de jugar en zonas calientes.
Quizás 72 horas te permitan descubrir lo que sientes por mí.
Si es que sientes algo más que ganas de quemarme.
Quizás Nos matemos vivos.
Pero si esto segundo ocurre dejame hacerlo a mí primero.
Lo bueno se hace esperar.
Madrid.
Tu sexo ocupando su espacio en el mío.
Todo lo que quiera pasar.
emborracharme contigo.
Dejar que pase lo que tenga que pasar.
Y aún tengo que preguntarte si lo de ayer fue una promesa.
Espero que no.
Sé que no.
Tú no eres de esos...
sino yo no encajaría en cada hueco de tu cuerpo.
Si me dejas prometo no prometerte nunca nada.
Pero lo haré todo por ti.
Incluso lo incorrecto. Lo imposible. Lo incumplido.
Lo bueno se hace esperar.
Incluso lo prohibido.

2 comentarios:

Marta in the sky with diamonds dijo...

Me gustó el blog y soy nueva por aquí. Espero que te guste el mío. Un beso

Elchiado dijo...

¿por eso los postres siempre se toman al final????????