sábado, 3 de julio de 2010

******








- ¿Y por qué me besaste?

- porque me gustas.

- ¿Y sabias que yo te iba a corresponder?
- Me gustan tus ojos, me gustan tus labios, me encanta tu voz, me flipan tus manos, tu cuello...
No, no lo sabía...








Ella tampoco lo sabía... y sin embargo sus bocas encajaron tan bien...
se comían, se buscaban... y no podían parar.

3 comentarios:

mypinkbubble dijo...

me encanta! :D

Isra dijo...

cuando dos bocas encajan... mmmmmm
poco más q decir

Elchiado dijo...

me encantan esos puntos suspensivos...
porque dicen...
porque lo dicen todo...

Be...